Amigos del Románico
Web de referencia en español sobre arte románico

Crónica de la Jornada de Románico al Valle del Najerilla

Jueves, 28 de noviembre de 2019

 

El pasado sábado 16 de noviembre, un grupo de 28 personas visitamos el románico del valle del Najerilla, una jornada organizada por la coordinación de AdR en Navarra y La Rioja y que tuvo el placer de tener como guía acompañante a Minerva Sáenz, doctora en Historia del Arte y profesora de la Universidad de La Rioja.

Puntuales a la cita, nos reunimos en el aparcamiento del monasterio de San Millán de la Cogolla e iniciamos la jornada cogiendo un microbús que nos subió  hasta el monasterio de Suso, donde la guía local explicó la historia del templo, un lugar con un origen ermitaño y unas cuevas donde el propio santo inició su vida en comunidad en el siglo V. Las primeras y precarias edificaciones fueron transformándose en sólidas construcciones primero visigodas en los siglos VI al VIII, posteriormente favorecida con la reconquista de Nájera por el rey Sancho Garcés en los inicios del siglo X, quien amplió los incipientes dominios del reino de Pamplona, y posteriormente potenciadas casi un siglo después por el reinado de Sancho III el mayor, ya en el siglo XI.

Terminada la visita a Suso continuamos recorriendo el monasterio de Yuso, también con la guía local, quien nos enseñó el salón de los reyes, el claustro y la iglesia donde estaban expuestas las arquetas que contuvieron los restos de San Millán y San Felices, arquetas que pudimos contemplar por tratarse de un día especial, ya que la festividad de San Millán había sido unos días antes (el miércoles 12 de noviembre) y las celebraciones continuaban el fin de semana.

11409_1.jpg

También en la iglesia pudimos ver el retablo del altar, la sillería del coro bajo y el precioso púlpito de madera, atribuido a la escuela de Berruguete.

Unos pocos nos acercamos a ver el único elemento románico que se conserva de la primitiva iglesia de Yuso, una pila bautismal románica que se encuentra a los pies de la nave del evangelio.

A continuación accedimos a ver la preciosa sacristía con un techo ornamentado de época barroca, que había sido anterior sala capitular, sacristía donde pudimos admirar el mobiliario de madera de nogal, una preciosa mesa con tabla de mármol de 10cm de espesor y diferentes cuadros traídos de Nápoles. Finalizando el recorrido interior de Yuso, nos acercamos a visitar la sala de los códices y cantorales.

11409_3.jpg

Terminada la visita a los monasterios de Suso y Yuso, abandonamos San Millán para dirigirnos a Tricio, para visitar San María de los Arcos, una asombrosa ermita a las afueras de la localidad. Las explicaciones corrieron a cargo de la guía local complementadas por las explicaciones de Minerva. Diferentes interpretaciones para un incierto origen, pero un resultado arquitectónico que nos dejó boquiabiertos. La forma tan especial de reutilizar los materiales de edificios romanos del entorno (posiblemente de un mausoleo??), resulta impactante.

Terminada la visita nos emplazamos todos para ir a comer al restaurante Olimpo de Nájera. Una cocina tradicional con platos sencillos pero muy bien cocinados, nos concentró a todos los comensales alrededor de dos mesas largas. Todo estaba muy bueno y creo que todos disfrutamos de un agradable banquete.

11409_4.jpg

Tras la comida iniciamos el recorrido del monasterio de Santa María la Real de Nájera. Minerva no condujo al exterior de la cabecera donde se conservan restos de la primitiva iglesia románica, y luego fuimos al interior donde pudimos ver el claustro y el templo gótico, el retablo mayor barroco donde aloja una talla románica de una Virgen con el niño, Sata María, la titular del monasterio.

Minerva nos explicó los detalles de la virgen románica y dentro de la cueva una virgen gótica, en el lugar donde supuestamente se apareció al rey García Sánchez III (también llamado García el de Nájera) rey de Pamplona y Nájera, quien consagró el desaparecido templo románico en 1052.

Junto a la cueva, a los pies de la nave central de la iglesia, vimos los sepulcros de los reyes, y en el panteón de los infantes pudimos ver el sepulcro de doña Blanca, una joya románica del siglo XII, adornada con bajorrelieves con escenas del evangelio y de la vida de Doña Blanca, esposa del rey Sancho III de Castilla.

Después visitamos un segundo sepulcro en el claustro, y la capilla de la reina doña Mencía López de Haro.

Terminada la jornada nos hicimos foto de grupo y nos emplazamos para la siguiente JRL en primavera del 2020, fecha y lugar todavía sin definir.

11409_2.jpg

Gracias a todos por acudir en un día con una climatología razonablemente buena dentro de lo visto los días anteriores y posteriores, y muchas gracias a Minerva por acompañarnos. 

Un auténtico placer y hasta la próxima.

Rafael Arrizabalaga

 

©2018 Web Oficial de AMIGOS DEL ROMÁNICO (AdR) - Diseña GORMATICA